De la Torre afirma que el Ayuntamiento ´no va a pagar´ por el suelo del bulevar

15.09.2012 16:51

 

JAVIER GARCÍA RECIO La polémica en torno a la titularidad de los suelos del pasillo ferroviario donde se construye el bulevar sobre los suelos ganados por el soterramiento del AVE sigue sin resolverse y con posturas muy alejadas entre el Ministerio de Fomento y el Ayuntamiento de Málaga.

Mientras el Ministerio de Fomento, a través del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), ha hecho saber a través de una respuesta parlamentaria que no va «ceder la titularidad de esos suelos» sino a cambio de una compensación con parcelas municipales para infraestructuras ferroviarias, el alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, respondió ayer con contundencia que «no vamos a pagar nada ni a poner suelo nuevo del que ya se ha puesto».

De la Torre aseguró que «nosotros no vamos a pagar nada», y volvió a explicar y a recordar que, según los cálculos que realizaron hace meses los técnicos municipales y los de Adif, «en el peor de los casos estaríamos empatados, en cuanto a valoración, y en el mejor sería el Adif quien deberá compensar al Ayuntamiento, el que estaría en deuda con Málaga si se comparan todas las plusvalías que obtuvo a raíz de la construcción de la nueva estación y los edificios comerciales y residenciales que la rodean, y los suelos municipales que ocupó con la obra del soterramiento, con lo que ahora podría demandar por el bulevar».

Reuniones pendientes. Por ello, insistió en que ese suelo «seguimos sosteniendo que no nos va a costar nada». El alcalde hizo estas afirmaciones a pesar de reconocer que desde que tomó posesión el nuevo gobierno popular de Mariano Rajoy no ha habido ninguna reunión entre el Ayuntamiento y Adif, «porque ahora no tenemos prisa y tenemos tiempo suficiente de aquí a que se terminen las obras».

Esas reuniones para determinar la titularidad de los suelos siguen pendientes desde hace dos años cuando se firmó el acuerdo entre Adif y Ayuntamiento por el que el primero autorizaba a la corporación a ocupar los suelos para realizar las obras de construcción del bulevar o avenida sobre los terrenos ganados tras el soterramiento de las vías del tren.

A pesar de ello, De la Torre habló del «mejor talante y disposición» del nuevo ejecutivo de Rajoy frente a «la zafiedad y el obstrucionista que mostró el anterior gobierno».

Frente a ello, el PSOE arremetió contra la posición del alcalde. La portavoz en el Ayuntamiento, María Gámez, aseguró que «De la Torre nos ha engañado dos veces, una cuando dijo que iba a dar empleo a los trabajadores del distrito de Carretera de Cádiz con esa obra, cosa que no se ha producido, y otra cuando dijo que iba a obtener los suelos gratis y no tendría que pagar ningún peaje para obtenerlos».

«Lo que fue una gran batalla institucional protagonizada por De la Torre hace escasamente unos meses, hoy es la claudicación de los intereses de la ciudad», concluyó María Gámez tras reunirse con los miembros de los comités de empresa de Renfe y Adif.

Culpa a la crisis del retraso en la apertura del Museo de Málaga. El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, relacionó el retraso de la puesta en funcionamiento del Museo de Málaga, ubicado en el Palacio de la Aduana, con la situación de crisis económica actual. No obstante, insistió en la apuesta del equipo de gobierno por «una ciudad cultural potente».

«Son los retrasos que muchas veces una situación de crisis crea», pero «trataremos que sea el menor posible», manifestó De la Torre tras ser cuestionado por los periodistas sobre la nueva fecha de apertura del museo, que se prevé para finales de 2014 aunque será parcial y la exposición permanente estará disponible al público por fases.

El regidor añadió, al respecto, que todos los equipamientos «cuanto antes estén resueltos mejor», sin embargo, en este momento, además de «la dificultad de la obra», las «posibilidades presupuestarias no son muy abundantes, pero no solamente las que tengan el Gobierno central, sino también la Junta de Andalucía».

Y es que «no sé si la Junta va a prever cuando toque los recursos para el museo, que necesitaría más dinero que el anterior por el tamaño físico», apuntó el alcalde malagueño, quien subrayó que «el retraso más claro y visible» es la obra del vial distribuidor, «adjudicado hace un montón de años y que no ha empezado». Por último, hizo hincapié en que «nosotros tenemos una apuesta por una ciudad cultural potente y nos interesa que el Museo de Málaga esté completo».