Retiradas 455 toneladas de cañas de las playas malagueñas

10.10.2012 20:52
El Ayuntamiento de Málaga ha retirado del litoral de la capital 455 toneladas de restos, básicamente cañas, arrastrados por las fuertes precipitaciones que se produjeron el pasado 28 de septiembre. Los restos retirados están siendo trasladados al vertedero municipal, en una operación cuya duración dependerá del tiempo que tarde en normalizarse la situación del mar, donde aún se acumulan los restos arrastrados.
 
Los trabajos de recuperación de las playas comenzaron hace 10 días en los tres puntos más afectados: La Misericordia, Guadalmar y El Palo. No obstante, se han generalizado conforme los arrastres han llegado a otras zonas, como La Malagueta, donde en la jornada de este miércoles han estado trabajando dos máquinas de limpieza de Limasa.

La mayor parte de las cañas retiradas han sido recogidas directamente de la playa por parte de los equipos de la empresa de limpieza Limasa, que en total han recogido 424 toneladas, según han informado en un comunicado desde el Ayuntamiento.

A esta cantidad se suman otras aproximadamente 31 toneladas, que han sido retiradas en una semana directamente del mar por el barco quitanatas encargado de la limpieza durante el verano, responsabilidad del Área de Servicios Operativos, Régimen Interior y Playas del Ayuntamiento.

Para acometer esta labor, los trabajadores de Limasa han acoplado en los vehículos un utensilio denominado horca de deshilachar, que permite recoger con gran eficacia los restos de tamaño medio depositados sobre la arena.

Esta maquinaria será la encargada de actuar en una primera fase de la limpieza, que proseguirá, una vez finalicen los arrastres de cañas, con una segunda etapa, que supondrá el cribado de la arena para retirar la suciedad de menor tamaño y lograr que el litoral quede en el estado previo a las lluvias.